Biodiversidad, General, Ornitología

¡Salimos en Aventuras Barbudas!

Este año he andado muy liado con las oposiciones y no he podido dedicarle el tiempo que me hubiera gustado al blog y a otras actividades, como la Campaña Aguiluchos en la que participé el año anterior.

No obstante, el grupo local SEO-Salamanca sigue luchando en su cruzada por el salvamento del máximo de nidos de aguiluchos, especies rapaces que atraviesan serios problemas de conservación.

Hoy, os traigo el “pedazo” de reportaje que ha realizado nuestro amigo Alberto de AVENTURAS BARBUDAS. Para el que no le conozca, es Youtuber y divulgador ambiental, y al que el ambientólogo admira por su entrega en esos vídeos tan chulos que sube periódicamente a su canal.

La pasada semana nos acompañó en una de nuestras salidas dentro de la Campaña Aguiluchos con el fin de ayudarnos a dar a conocer la problemática de estas especies, y por supuesto a pasar una gran jornada pajarera en buena compañía.

Ya no te entretengo más, si no los conocías aquí tienes el reportaje de Aventuras Barbudas sobre la Campaña Aguiluchos:

General

Mis heroínas de verde (las ecologistas olvidadas)

GreenherosLamentablemente muchas mujeres que han contribuido al avance y progreso de la ciencia y de la humanidad no son suficientemente recordadas. Hoy día Internacional de la Mujer me gustaría aportar mi humilde grano de arena para dar visibilidad a aquellas heroínas verdes que contribuyeron a cimentar las bases de la conciencia ambiental moderna. Sigue leyendo “Mis heroínas de verde (las ecologistas olvidadas)”

General

Matando caimanes en prime time

Vengo realmente indignado de ver el programa La Isla que emiten en la Sexta. Muchos no estarán de acuerdo conmigo, pero al menos quiero exponer mis argumentos por si a alguien le abro los ojos respecto al maltrato animal gratuito y morboso.

Para quien no haya visto el programa, se trata del típico reality en una isla de Sigue leyendo “Matando caimanes en prime time”

General

Una decisión faustiana en el Día de la Tierra

Hoy 22 de abril es el día de la Tierra y me he acordadado de algo que leí hace poco para las oposiciones que estoy preparando. Es un fragmento que ilustra especialmente bien el papel de la humanidad respecto al planeta. Y al final plantea una cuestión bastante obvia pero de vital importancia. 

Pocos dudarán de que la humanidad se ha creado un problema de dimensiones planetarias. Nadie lo quería, pero somos la primera especie que se ha convertido en una fuerza geofísica, al alterar el clima de la Tierra, un papel que previamente estaba reservado a la tectónica, las llamaradas solares y los ciclos glaciales. Somos, asimismo, los mayores destructores de vida desde el meteorito de diez kilómetros de diámetro que cayó cerca del Yucatán y puso fin a la Era de los reptiles hace sesenta y cinco millones de años. A través de la superpoblación nos hemos puesto en peligro de quedarnos sin alimento y agua. De modo que sobre nosotros planea una elección muy faustiana: o bien aceptar nuestro comportamiento corrosivo y arriesgado como el precio inevitable del crecimiento demográfico y económico, o evaluar nuestra situación y buscar una nueva ética ambiental.   E.O. Wilson

El antropocentrismo nos ha llevado a esta situación. Hasta hace poco inconscientemente, pero hoy en día las evidencias del deterioro ambiental son evidentes, aunque la “ola Trump” se empeñe en negarlo. Por lo tanto, a sabiendas de conocer el problema, ¿estamos dispuestos a cambiar nuestra forma de vida?, ¿podríamos prescindir de las comodidades de la globalización, el petróleo y el consumo desmedido?. ¿O como dice el Wilson, aceptaremos nuestra naturaleza y punto?.

La verdad, me surgen un montón de dudas con este tema. Primero, el autor me parece optimista. Para él la humanidad aún puede elegir. Yo me cuestionó habitualmente si realmente podemos hacer algo o ya es demasiado tarde. Y segundo, si podemos alcanzar esa ética ambiental, ¿podremos entonces anticiparnos a los problemas?

Sin embargo, desde mi punto de vista la esperanza se encuentra en el individuo. El cambio social debe venir de la convicción personal de que pequeños cambios individuales son el medio de contagio social de una nueva forma de ver el mundo, el ecocentrismo. Y la herramienta para ello se llama educación ambiental.
 

General

Colaborando con la campaña aguiluchos

Cosas de la vida, recientemente he retornado a Salamanca donde estudié Ciencias Ambientales y donde disfruté de mis años de estudiante, y claro le tengo un cariño especial a esta ciudad. Un nuevo hábitat que explorar, con sus nuevos retos y nuevas amistades.

P1030459
Pajareando con Dharma a las orillas del Tormes

Una nueva etapa con nuevos objetivos y grandes estímulos.

Una de las novedades es mi colaboración con el Grupo local Salamanca de SEO-Birdlife quienes hacen una labor fantástica por las aves de la provincia y más allá. Sigue leyendo “Colaborando con la campaña aguiluchos”

General

Las 10 especies invasoras más perjudiciales (II)

Retomando de nuevo el hilo sobre el problema de las especies exóticas invasoras os voy a hablar de las 5 especies que nos quedan de las 10 especies invasoras más perjudiciales, si no leíste la primera parte aquí tienes el enlace.  Algunas especies ya os sonarán por la lata que están dando a agricultores, ayuntamientos y otras administraciones. Os adelanto que las especies de las que os voy a hablar son bien variadas, tenemos desde un pequeño y molesto mosquito, un irreductible árbol y hasta un aparentemente inofensivo peluche.

Sigue leyendo “Las 10 especies invasoras más perjudiciales (II)”

General

Cuaderno de campo 4#

Gallipato (Pleurodeles waltl)

El anfibio mas grande que podemos encontrar en la Península (¡hasta 30cm!). Difícil de localizar, habita tanto aguas corrientes como estancadas. Lo realmente curioso del gallipato es su sorprendente sistema defensivo, el cual consiste en plegarse longitudinalmente para empujar hacia fuera sus costillas (marcadas con manchas anaranjadas en su piel). Éstas al atravesar la piel se impregnan de  tóxicos que provocan el rechazo del depredador. Y además no sufre daño por su alta capacidad regenerativa.
El gallipato es un buen bioindicador, no tolera la contaminación, por lo que si desaparece repentinamente nos esta indicando que el agua esta en mal estado.